A.A.P.N.C. Una breve, pero intensa historia

La breve pero intensa historia de la Asociación de Amigos de la Playa Nudista de Cantarriján (AAPNC) empieza como siempre deberían empezar todas las grandes historias: En una idílica playa nudista, al atardecer de un verano que ya casi llegaba a su fin.

Y es que los últimos años, no habían sido buenos en lo que a nudismo se refiere en la playa de Cantarriján, situada en el granadino municipio costero de La Herradura.

Los nudistas se habían visto relegados a los extremos de la playa y los bañistas textiles habían ocupado todo el resto. La misma historia de siempre en los mismos lugares nudistas de siempre.

Cantarriján siempre había sido una playa de mezcolanza y un lugar ideal para la iniciación al nudismo. Un pequeño vergel salvaje al que sólo acudían unas pocas personas con bañador. Y donde reinaba el respeto mutuo y la libertad de elegir como estar.

Pero poco a poco, las maravillas naturales que ofrecía el paraje, fueron atrayendo a más y más turismo textil. Y el respeto de estos hacia los nudistas, se fue disipando hasta casi hacerlos sentir incómodos y, por último, hacerles buscar otros lugares. Como Adánes y Evas, con hojas de parra, expulsados del paraíso.

Pero unos pocos decidieron resistir en este Edén, cual galos en tiempos del Imperio Romano, y optaron por pedir ayuda a otras asociaciones nudistas que despuntaban en nuestro país. Ayuda, que nunca llegó.

Y así, desde la frustración y la soledad individual, es como empezó todo. Unos inconformistas con la nueva situación se empeñaron en revertirla. Se unieron y así dejaron de estar sólos, iniciando un proyecto común como colectivo. Un proyecto pronudista, claro está.

Se organizaron primero a través de las redes sociales, creando en Facebook un primigenio grupo reservado (que aún existe como recuerdo de esa primera semilla de lo que luego sería la AAPNC) donde compartían sus vivencias, fotos de la playa, organizaban sus reuniones y planificaban sus estrategias para evitar que más nudistas se dieran a la fuga cantarrijana.

Pero llegó un momento en el que el grupo ya no era suficiente para revertir la situación y pusieron una nueva idea sobre la mesa (en éste caso, sobre la toalla): Ya que otras asociaciones no se hacían cargo de su problema…¿Por qué no lo hacían ellos como asociación?

Y eso, precisamente, fue lo que hicieron.

En 2018, nació la Asociación de Amigos de la playa nudista de Cantarriján (AAPNC), como savia nueva de un tejido asociativo nudista ya existente, pero cuya mayoría se había convertido en un exclusivo club social y había perdido su identidad primaria de preservación de la desnudez allá donde ésta peligraba.

Los nudistas cantarrijanos como asociación eran dinámicos, abiertos, plurales y, sobre todo, reivindicativos. Muy reivindicativos.

Se unieron a la Federacion Nacional e Internacional de Naturismo, buscando globalizar su quijotesca lucha contra los gigantes, que en este caso, y en lugar de molinos de viento, eran los bañadores en Cantarriján.

Se preguntaron que querían que fuera AAPNC. Y todos tuvieron muy clara la respuesta: Un colectivo que luchase por fomentar, normalizar y visibilizar el nudismo. Protegiendo y concienciando además sobre el delicado hábitat en el que se ubica su playa; realizando para ello, no sólo toda clase de actividades destinadas a tal fin, sino emprendiendo acciones a través de la distintas Administraciones que regulaban Cantarriján y el Paraje Natural de los Acantilados de Maro-Cerro Gordo.

Y para ello, se marcaron unas directrices muy concretas que debían seguir para conseguir una playa mejor en todos los aspectos: Querían ser lo que toda asociación naturista debería ser y hacer lo que estuviera en sus manos para lograrlo.

Y lo primero que hicieron, fue presentarse oficialmente ante medios de comunicación, administraciones y agentes sociales.

A partir de ahí, iniciaron una importantísima vía de colaboración con el Ayuntamiento de Almuñécar, y sobre todo con el Area de Medio Ambiente del consistorio sexitano.

Se reunieron también con la, por aquel entonces, Delegada de Medio Ambiente en Granada de La Junta de Andalucía y con sus técnicos en la materia, para tratar muchos temas relacionados con Cantarriján, entre ellos la señalización de “enclave nudista” en sus accesos por el Paraje.

Luego siguieron los encuentros con la Mancomunidad de Municipios de Granada, con la concejalía de playas y con el Patronato de Turismo, por el que han llegado a estar presentes en Ferias Internacionales tan importantes como la de Fitur o la de Berlín, llevando así la promoción del nudismo de Cantarriján a cotas nunca vistas.

Gracias a eso, hoy disfrutan de un balizamiento marítimo de protección, tanto para la flora y fauna marina, como para los bañistas. Y además, luce un maravilloso cartel en pleno centro de Almuñécar que anuncia a Cantarriján como lo que siempre ha sido, una “Playa Nudista”.

En Enero de 2020, el Ayuntamiento de Almuñécar les concedió el “Premio Anual de Medio Ambiente”, reconociendo así su trabajo por divulgar, preservar y concienciar sobre la Naturaleza y el Medio natural.

Que una Administración premie a una asociación nudista no es, desgraciadamente, algo muy común en nuestros días.

Y consiguieron lo impensable: que uno de los restaurantes ubicados en la playa, de nombre “La Barraca” contara con una “zona libre” en sus instalaciones para poder estar desnudos.

Los medios de comunicación también han encontrado un filón en ellos. No hay verano que no aparezcan en alguno desde que “Comando Actualidad” de TVE se fijara en ellos y en su amada Cantarriján. Cualquier actividad, acción o propuesta queda reflejada en los medios escritos, en televisiones autonómicas, como Canal Sur, o en distintas emisoras de radio.

Pero ellos opinan que la relación con los “Mas Media” es recíproca, ya que todo esto se traduce en un mayor conocimiento del nudismo para el profano en la materia y en una gran fuente de divulgación de las bondades que ofrece la vida naturista.

Revistas como “El Viajero” de El País, y publicaciones internacionales, como “Condé Nast Traveller”, “H&E Naturism” o la “Britism Naturism Magazine” han publicado diversos reportajes dedicados a la labor de este colectivo.

Cuando empezaron con este proyecto y comenzaron a hacer girar los engranajes de su asociación, los nudistas cantarrijanos ya sabían que era importante fomentar y visibilizar el nudismo, tanto en su playa como fuera de ella, para animar a los nudistas a normalizar esta forma de vida ante aquellos que no la compartían y ante los que todavía veían en la práctica del nudismo algo “inconcebible”.

¿Pero hay algo más natural que la desnudez de nuestro cuerpo? Ellos piensan claramente que no. Que lo que no es natural es tener que vestirse para bañarse. O para tomar el sol. O, simplemente, para compartir actividades en grupo con otras personas.

Y en este sentido, AAPNC ha venido desarrollando, desde sus inicios, muchísimas actividades donde el estar desnudo es la opción protagonista de todas ellas: Una Jornada anual de Encuentro entre nudistas (Ya van a por la tercera edición), talleres y concursos de fotografía, clases de yoga al desnudo, rutas senderistas en las que no hace falta la ropa, jornadas de spa, paseos en barco, la original celebración del “Día Sin Bañador”, donde cambian cerveza por trajes de baño…

Hacen todo lo que se les ocurre y más, sin perder un ápice de su entusiasmo inicial y promoviendo la creatividad en otras asociaciones y colectivos que ahora, les toman como ejemplo de lo que debe ser el nuevo “activismo nudista”.

Y en todo esto ha ayudado su continua presencia en las redes sociales, (Facebook, Twitter, Instagram o Vimeo) y en su página web (www.cantarrijan.com) que está a punto de recibir al visitante número 100.000, en las que innovan con propuestas y promueven la participación de los nudistas de todas partes del planeta, convirtiendo su modus operandi en un estandar de funcionamiento para muchos nudistas, que faltos de un canal de interactuación virtual colectiva en Internet, los han acogido como referencia nacional.

Y ellos, en las redes, hablan de su Cantarriján, de actividades, acciones y del nudismo, pero siempre de una manera liviana y clara para que llegue a todo el mundo. Y eso no significa que lo hagan mejor que aquellas que toman el nudismo como si de un tratado enciclopédico se tratase. En absoluto. Es simplemente, que ellos son así.

El nudismo es libertad, ideología, sentirte a gusto con tu cuerpo, pero también diversión. Y los cantarrijanos le ponen mucho de eso a todo lo que hacen y dicen.

Su historia aún es corta, pero no hay duda de que su andadura va a ser de largo recorrido.

Por lo pronto, los nudistas ya no se recluyen en las esquinas de su playa y, poco a poco, aquellos que se fueron del paraíso van regresando a sus orígenes.

Revertir eso no es nada fácil, pero ellos lo están haciendo posible.

Como dice Ana Frank en una de sus mejores frases: “¡Qué maravilloso es que nadie necesite esperar ni un solo momento antes de comenzar a mejorar el mundo!“.

Y es que, las ideas maravillosas no deberían sentarse en una sala de espera para ponerse en marcha.

Los Amigos de la Playa Nudista de Cantarriján, son el mejor ejemplo de esta gran verdad.

Nota: Haciendo clic sobre cualquiera de las fotografías puedes visualizarlas en sus tamaños originales, algunas en modo “pase de diapositivas”.

Información relacionada:

¡Feliz cumpleaños nudista, AAPNC!

Cap d’Agde, una cierta idea de libertad, retrato de este lugar emblemático

A principios de la década de 1950, los hermanos Oltra tuvieron la idea de crear un campamento naturista en Agde. El balneario es hoy mundialmente conocido a través de sus historias entrelazadas de naturismo y libertinaje…

A principios de la década de 1950, dos hermanos, René y Paul Oltra, trabajan en el viñedo de sus padres cerca del mar, cerca del pequeño pueblo de Agde. Por la noche, les gusta ir a nadar desnudos y notar que cada vez más nadadores, incluidos los alemanes, hacen lo mismo. Los dos hermanos entonces tienen la idea de crear un campamento naturista que verá el día en 1954. Nació el balneario…

Hoy, el pueblo naturista de Cap d’Agde en Hérault, goza de una reputación sulfurosa. De hecho, el sitio se presenta sistemáticamente como el lugar de todos los excesos y la cita de swingers en todo el mundo. Sin embargo, si el espíritu naturista heredado de los años 70 afirma ser diferente del espíritu libertino actual, una palabra siempre regresa y es aceptada por unanimidad en ambos mundos: la palabra “libertad”.

Desde el pequeño campamento naturista de los años 50 de los hermanos Oltra, hasta el pueblo de hoy, eldorado de los libertinos, la historia de una mutación sin igual se escribió en este lugar.

Más allá de la escisión “naturista-libertinos”, este documental nos da a entender la historia y los mecanismos que condujeron a esta evolución. Una película para comprender mejor quiénes son las personas que pueblan este lugar durante un día, una noche, una semana, la época de vacaciones o todo el año.

Cap d’Agde, una cierta idea de libertad
Una película dirigida por Marc Nardino y Carole Mangold vista el lunes 9 de septiembre en la segunda parte de la noche en France 3 Côte d’Azur y France 3 Provence-Alpes.
Coproducción YN Productions, La Cuisine aux Images y France Televisions.

Fuente: france3-regions.francetvinfo.fr/provence-alpes-cote-d-azur Texto: Florence Brun & Sébastien Lemaire (texto original en francés).

¡Feliz cumpleaños nudista, AAPNC!

La Asociación de Amigos de la Playa Nudista de Cantarriján (AAPNC) es una asociación sin ánimo de lucro destinada a promover la cultura nudista/naturista en la Playa de Cantarriján (Almuñécar-Granada) y fuera de ella, además de velar por los intereses medioambientales de la playa y del magnífico entorno del Paraje Natural protegido de Maro-Cerro Gordo que la rodea.

En 2018, un grupo de amigos que, año tras año, veíamos como la práctica del naturismo iba mermando en una playa que tiempo atrás había sido un referente del nudismo en nuestro país, decidimos unirnos para crear la “Asociación de Amigos de la Playa Nudista Cantarriján” y así promover el uso y disfrute de la playa al desnudo, preservando su tradición nudista, con respeto y tolerancia hacía todo aquel que lo practica.

AAPNC es una asociación joven y dinámica, abierta, plural y, sobre todo, reivindicativa. Está formada por personas cuyo nexo común es el nudismo, la convivencia, el amor por Cantarriján y la situación en la que se encuentra. Todas las personas socias proponen y participan de programas orientados a la promoción del nudismo mediante actividades culturales, sociales, informativas, recreativas, de ocio y tiempo libre.

Un año después, nos convertimos en la tercera asociación nudista federada en Andalucía y la número diecisiete en toda España perteneciente a la FEN (Federación Española de Naturismo) y, a través de ella, de la FNI (Federación Naturista Internacional).

Nudismo en “Las Canteras” en tiempos de nuestros tatarabuelos

Curioseando en la hemeroteca de la prensa hemos descubierto algunas reseñas sobre los primeros nudistas de las playas del istmo de Santa Catalina.  Transcurrían los años finales del siglo XIX, y a la ciudad llegaban los primeros turistas en los barcos que fondeaban en la bahía de Las Palmas.

Nuestra primera denuncia periodística es de febrero de 1892 “Denuncian que los extranjeros se bañan en las playas del litoral de La Isleta, como “Adán y Eva”, no haciendo falta siquiera bajarse del tranvía para verlos de dicha manera”.

Hacer clic sobre los artículos para facilitar su lectura

Otro recorte de abril de 1895 (Diario de Las Palmas) comenta la detención de dos súbditos ingleses por pasear desnudos por las playas de Santa Catalina.

Mucho más escandaloso para la época fue lo acontecido en 1898 en las llamadas playas del Castillo de Santa Isabel (en las inmediaciones de la desembocadura del Guiniguada…¿?) donde las crónicas hablan del escandaloso baño en traje de “Adán y Eva” de 50 soldados del batallón de Cuba.

Una noticia posterior excusa a los soldados, ya que según la prensa de entonces eran militares que estaban hospitalizados en el Hospital San Martin y que se dieron un chapuzón …. por recomendación médica.

Fuente: miplayadelascanteras.com